SentadaAcuarela

"La paciencia es un árbol de raíz amarga pero de frutos muy dulces."

¡Hola, soy Mamen!

Si tuviera que escoger una sola frase para definirme, escogería este proverbio. La paciencia es mi arma secreta, mi mejor maestra y guía.

Cultivarla e integrarla en mi vida y en mi trabajo, me llevó a descubrir una filosofía de vida que amo profundamente.

Mi querido Carl Honoré la extendió por todo el mundo bajo el nombre de slow life. En realidad, consiste en algo muy lógico:

No todo puede hacerse rápido. Para estar bien necesitamos combinar distintos ritmos. ¿Tiene sentido verdad?

 

Durante mucho tiempo he creído que:

  • Lo productivo y correcto era ir rápido, hacer mucho todo el rato.
  • Parar, profundizar o reflexionar entorpecía esa productividad.
  • Debía adaptarme a un mundo veloz ya que una perspectiva a fuego lento de las cosas, me dejaba atrás en la carrera.
  • Como emprendedora y asistente virtual, debía seguir el camino correcto, aplicando en cada fase de mi negocio "lo que tocaba" sin plantearme si era mi manera de hacer las cosas.

Pero un día me pregunté, ¿quién decidió que esto es una carrera? Me di cuenta que cuando me adaptaba a ese molde, las cosas empezaban a no funcionar.

Ser del todo una misma, en la vida o en el trabajo, da miedo porque supone decir muchas veces no y renunciar a caminos que - aparentemente - son grandes oportunidades. 

Buscando ese gran camino o sueño al que se supone que debía llegar, me perdí lo que realmente quería: una vida tranquila con tiempo para leer, disfrutar del otoño, jugar con mi perro o hacer planes slow con la gente a la que quiero.

Emprender me estaba alejando del presente, de todo lo que la vida me ofrecía ya en este momento.

portatilte
libretaPatio

Hoy tengo claro que la mejor manera de emprender es esa que te permite ser quién eres.

Ahora comprendo que reinventarnos profesionalmente no tiene ningún sentido si no lo hacemos con equilibrio, sino combinamos el poder de la reflexión con la magia de la acción.

No busco formar a asistentes virtuales con la agenda llena de clientes y la mochila vacía de vivencias, que tengan que pagar un alto precio personal por su éxito profesional.

Por eso, no sólo es necesario que hablemos de habilidades sino también de decisiones vitales que te llevan a alinear quién eres con que haces.

Ese es el camino que quiero compartir contigo desde Colaboración Knowmada.

 

4 cosas sobre mi.

  • Desde pequeña me siento muy identificada con Ana de las Tejas Verdes. Al igual que este personaje, valoro las pequeñas cosas y me siento profundamente conectada a la naturaleza.
  • Suelo ser empática e introvertida. Necesito mi tiempo y espacio para recargarme y luego volver a salir al mundo. He aprendido a tener una visión positiva de esta parte de mi misma gracias al blog Introvertidamente Tuya.
  • Me emociono con cosas pequeñas o inauditas: imaginar el mundo en tiempos prehistoricos, la ternura de un perro, una expediciones al ártico, el oleaje del mar en un día lluvioso, la gente mayor contando historias, las personas que se emocionan en público.
  • Me encantan las tiendas de los museos y la papelería bonita. 
sonrisaPortatil